bandera

ERP: ¿Cuáles son las nuevas tendencias?

Adquirir un ERP es, en muchas ocasiones, una de las inversiones más importantes que una empresa puede hacer. Además, no es sólo una decisión financiera importante, sino que afecta a todas las áreas del negocio: recursos humanos, contabilidad, marketing, producción, etc.

Debido a este impacto, se hace necesario que las compañías interesadas en comprar un ERP por primera vez o en cambiar el que tienen actualmente, investiguen bien, no sólo las distintas opciones que hay, sino también las tendencias en este tipo de software para evitar que sus necesidades a medio plazo se queden sin cubrir.

Por esta razón, hoy vamos a hablar de las tendencias de los ERPs para los próximos años. Así, si estás pensando en comprar uno, sea cual sea el motivo, no te quedarás fuera de juego a las primeras de cambio.

5 tendencias de los ERP

ERP en la nube

En el 2018, el software en la nube, no sólo los ERPs, experimentó un boom. Fue un antes y un después.

Este tipo de software es especialmente interesante para las pequeñas y medianas empresas. Es verdad que ha llevado algo de tiempo que las PYME se dieran cuenta de los innumerables beneficios de tener un ERP en la nube, como Sage 200cloud, y no propietario, pero, ahora, cada vez más empresas de este tipo optan por ello.

Entre sus principales beneficios está el no tener que mantener su propio sistema, lo que reduce drásticamente sus necesidades de IT. Esto hace que empresas con sólo 1 o 2 empleados de IT puedan tener un ERP sin necesidad de aumentar el personal de este departamento.

Pero no sólo las PYMEs se pueden beneficiar de los ERP en la nube, también lo pueden hacer las grandes compañías, salvo casos muy concretos donde resulta más conveniente tener un ERP propietario.

Las constantes actualizaciones de los ERP en la nube implican un reto

La arquitectura en la nube permite actualizar los ERPs de forma continua. Por un lado, eso está bien porque reduce la curva de aprendizaje entre versiones.

Hablamos de que, en lugar de un gran cambio cada pocos años, hay muchos pequeños cambios a lo largo del tiempo. Esto exige, por parte de los empleados, una mentalidad más abierta al cambio. Asimismo, a la empresa le puede suponer una inversión mayor en formación y en el servicio de soporte del proveedor del ERP.

Soluciones ERP cada vez más personalizadas

La tendencia, cada vez mayor, está en buscar ERPs que se ajusten específicamente a cada industria para evitar la personalización y conseguir que el ERP esté actualizado en todo momento.

En lugar de realizar modificaciones,  los fabricantes de ERP personalizarán sus soluciones y las ampliarán para satisfacer las necesidades sin alterar el código.

Es bastante probable que, pese a esa personalización a nivel industria, las compañías no tengan control total sobre cada aspecto del software, sin embargo permite contar con una solución especializada (sin llegar a ser ad-hoc) con muy poco esfuerzo.

Eso se traduce en equipos de IT más pequeños ya que no se necesita personal dedicado exclusivamente a administrar el ERP.

Flexibilidad

Vivimos tiempos muy disruptivos. Cualquier disrupción puede tener un impacto directo en los requisitos de los diferentes softwares. Esto hace que la agilidad, la capacidad de innovar, evolucionar y cambiar fácilmente sea aún más importante que las funcionalidades actuales del ERP en cuestión. Para eso, se requiere fabricantes flexibles.

Pero, también se necesitan clientes flexibles. Los ERPs basados ​​en la nube facilitan el acceso a las últimas actualizaciones y características. Sin embargo, esto también puede hacer que las empresas tengan que adaptar sus procesos al software y no al revés.

Tecnologías avanzadas

En el mercado actual, el efecto Amazon no sólo tiene plena fuerza (con entregas rápidas y decisiones rápidas basadas en datos), sino que la disrupción abunda. Hasta ahora se han intentado superar estos desafíos con inteligencia empresarial y herramientas de informes. Pero, ya se están empezando a demandar soluciones más avanzadas.

Por ejemplo, ya empieza a haber interés en los análisis predictivos debido, en parte, a los avances en Inteligencia Artificial y en el Internet de las cosas.

Si hablamos del Internet de las cosas (IoT), la verdad es que tiene muchas aplicaciones en los ERP, sobre todo, en empresas que fabrican o comercializan productos. En este tipo de compañías, hay que tener en cuenta cosas como el detalle de los envíos, la logística de la cadena de suministro o el rendimiento de los sistemas (hardware). Si puedes ver lo que está pasando con esos sistemas en tiempo real, realmente puedes atajar muchos problemas, incluso antes de que sucedan.

Además, el IoT puede ayudar a las empresas a diagnosticar problemas y descubrir qué partes exactamente necesitan reparación o reemplazo. Pero, además, esto se puede hacer tanto con los equipos corporativos, como con los equipos de los clientes. Esto convierte al Internet de las cosas en una herramienta especialmente importante para aumentar la satisfacción del cliente.

Conclusiones finales

Resumiendo, podemos decir que las tendencias en cuanto a los ERP se centran en un mayor uso del ERP en la nube, así como en el aumento de  soluciones personalizadas con actualizaciones continuas.

También, cada vez hay más interés en tecnologías como la Inteligencia Artificial o el Internet de las cosas.

Para elegir bien un ERP y que la implementación sea un éxito, es necesario que las empresas realicen una investigación exhaustiva de las diferentes opciones y vean qué ERPs se adaptan mejor a su tamaño y a su industria, proporcionando, además, todas las características y funcionalidades que necesitan para ayudarlas a afrontar los desafíos de hoy y de mañana.

 

Scroll al inicio
Llámanos al 933 800 852 | 917 482 870
Si lo prefieres te llamamos nosotros.

    ¿Cuándo te llamamos?

    Envíanos tu Cv

    Sube tu CV *

    Solo PDF, DOC, DOCX, XLS, XLSX, PPT, PPTX.

    Completa el formulario

      Indícanos cuándo quieres que te llamemos